Un préstamo para financiar la compra de un local comercial para arrendarlo no impide ser considerado consumidor

Descargas
Durán & Durán Gestoría